Diario de a bordo LXXIII

27 09 2009

“¿Entonces no hay escapatoria, verdad?” Dijo Txus sin esperanza.

“En el mejor de los casos el electrón resultante esquivaría al protón y chocaría contra el núcleo de otro átomo, provocando los mismos efectos, o contra otro electrón, sacándolo de su órbita y aumentando las posibilidades de que choque contra un protón.” Respondí con franqueza. “En cualquier caso el resultado sería el mismo solo que transcurriría más lento.”

“¿Cuánto más lento?” Preguntó el médico.

“Poco menos de una diezmilmillonésima fracción de segundo. La reacción se produce a la velocidad de la luz, eso es casi instantáneamente.” Eso terminó de hundir al médico.

“¿Y cómo es que conoces tu los detalles de la desmasloquesea?” Inquirió Vircof.

“Ya os dije que trabajé en la Comisión de Investigaciones de la Autoridad.” Respondí no sin cierta vergüenza. “Algunos de nuestros experimentos eran auspiciados por la Primera División que los reutilizaba más tarde según sus intereses.”

“¿Y tu apruebas el uso que dan a esos experimentos?” Me espetó Caos. Hablaba poco, pero cada vez que abría la boca lo hacía en el momento justo y con las palabras adecuadas.

“No. Ése fue el segundo motivo por el que abandoné mi puesto.” Admití. “En cualquier caso ahora no podemos entretenernos. Si van a ejecutarte debemos impedirlo cuanto antes. ¿Cuántos días nos quedan?”

“Escuché que me trasladarían a unas instalaciones llamadas La Bóveda y me ejecutarían en menos de quince días.” Se esforzó en recordar Txus.

“¡Dos semanas! ¡Eso es muy poco tiempo!” Exclamé. Podía notar que mi reacción empezaba a alarmarles. En esos momentos estaba más preocupado que el propio médico.

“Si, no haces más que repetir que no tenemos tiempo una y otra vez, una y otra vez…” Protestó Vircof. “Nos has dicho que nos falta tiempo para planear el ataque a la emperatriz esta de los colosos, que también nos falta para discutir lo de mi basilisco y ahora esto. Ya nos hemos enterado todos de que van a matar a gorrosa. Pero, sinceramente, ¿qué te pasa a ti con el tiempo? Solo podemos ir poco a poco, de una cosa a otra. ¿A qué tanta prisa?”

“¿No os dais cuenta? Si lo que nos ha contado es cierto y lo que le ocurra a una de sus copias les sucede a todas las demás, como no detengamos la ejecución ¡Txus explotará arrasando todo a su alrededor en un radio de 200 kilómetros!”

Anuncios

Acciones

Information

3 responses

27 09 2009
Vircof

¿Bomberman? Juas!, cada vez al medico le gusta más ser el centro de atencion xD

27 09 2009
fangorn87

¡Claro! Porque a todos nos gustaría morir reventando desde dentro como una bomba nuclear. Anda que…

27 09 2009
chusetto

Eso, no hay tiempo… ¡Vamos a salvar a Ace… digo a mi!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: